Yoga para niños

Yoga para niños

El yoga es cada vez más popular, no solo para los adultos sino también para los niños, se podría pensar que es asi, porque el yoga ayuda a aumentar la concentración, la flexibilidad y la fuerza. También puede desarrollar la coordinación y reducir el estrés y la ansiedad, sin olvidarnos del valor que el yoga puede tener para ayudar a un niño a ser más consciente de su cuerpo, ya que los niños pueden obtener una mejor comprensión de cómo dominar sus propios movimientos, importante en la adquisición de confianza.
El yoga como herramienta terapéutica es cada vez más importante para los niños con necesidades especiales, igual que como todas herramientas utilizadas se evaluara al momento de implementarlo, los beneficios para el joven/niño, las necesidades del mismo y los intereses.
Como beneficios de la técnica, en general podemos mencionar el primero, y mas evidente, el aumento de la flexibilidad y la fuerza muscular, ya que los niños con necesidades especiales a menudo tienen tensión y tono muscular rígido, algunos niños poseen elevado tono muscular y otros bajísimo, y el yoga puede abordar esto a través de diferentes ejercicios, al igual que el estiramiento del cuerpo puede ayudar al niño a deshacerse de la tensión, mientras que la realización de las poses aumentará la fuerza.
El beneficio que no resulta tan evidente es el aumento de la concentración, requiere consistencia en la practica para notar este avance, la combinación de técnicas de respiración y poses ayuda a los niños a despejar sus mentes y a concentrarse en la actividad. Con el tiempo, los niños sin ciertos límites pueden ser capaces de transferir esa concentración en diferentes situaciones incluyendo el aprendizaje de contenidos escolares.
Según comenta Arantxa Bermejo, Fundadora de Yoga Especial en España, esta practica "es muy beneficiosa en el plano neurológico ya que, a través de ejercicios suaves y trabajo respiratorio coordinado, se va mejorando la concentración y la atención; se produce la activación del sistema parasimpático y la capacidad de regeneración del cuerpo, las emociones y la mente".
Como repercute en el desenvolmiento del niño o adulto que practica yoga? Los autores hablan de que se produce un aumento de la relajación del organismo induciendo a la persona a un estado de calma y bienestar que le ayuda a gestionar mejor las situaciones diarias y a aumentar la autoestima, estas técnicas que una vez incorporadas por la persona, pueden ser utilizadas en situaciones de ansiedad elevada, frustración enojos, que sabemos que afectan a las personas con las que trabajamos diariamente, convirtiéndose en mecanismos de afrontación valido.
Otro beneficio de esta práctica es el aumento de la conciencia corporal. Los niños no sólo tendrán la oportunidad de aprender acerca de diferentes partes del cuerpo, sino que también podrán desarrollar una comprensión de cómo funciona su propio cuerpo. Pueden empezar a darse cuenta de lo que se siente el estiramiento para ellos y cómo relajar completamente sus cuerpos. Salvo ciertas limitaciones, podrán utilizar las técnicas de respiración para llenar completamente su pecho y pulmones y entender lo que significa realmente respirar profundamente.
Ya que el objetivo principal del yoga es reconectar a la persona con su cuerpo, esto puede tener muy buenos aportes en las personas que poseen Trastorno del Espectro Autista, ya que las personas que lo poseen les cuesta relacionarse con el entorno y cuando se conectan con el cuerpo son capaces de gestionar las emociones, se encuentran más tranquilos y más cómodos.
Igualmente gracias a los ejercicios de yoga las personas que tienen daños cerebrales tienen otra experiencia sensomotriz al momento de prestarle atención a las diferentes partes del cuerpo. En los casos de niños con síndrome de Down, la práctica de yoga ayuda al momento de respirar por lo que se van a mejorar los problemas respiratorios y digestivos ya que a veces están ocasionados por la falta de oxigenación.
El yoga puede mejorar la protrusión de la lengua mediante la respiración por la nariz. Se utilizan técnicas asanas que aportan flexibilidad, equilibrio y firmeza, también el pranayama que es el control de la reparación, el yoga nidra que es el arte de la relajación, el dhyana que es la concentración y los mantras que trabajan con sonidos.

class="span4 sidebar" id="sidebar" data-motopress-type="static-sidebar" data-motopress-sidebar-file="sidebar.php">